En 2016 el Gobierno Nacional expidió el nuevo Estatuto Aduanero en el Decreto 390 del 17 de marzo el cual aún no ha entrado plenamente en vigencia. Esta reforma significará importantes cambios a los procesos, las acciones y las sanciones de la gestión de la salida e ingreso de mercancía al territorio colombiano con el equipaje acompañado y no acompañado de los viajeros. Estas nuevas normas requieren que la DIAN expida la reglamentación para que inicien su vigencia.

El régimen de importación y exportación de mercancía por viajeros, es la regulación que establece cuanta mercancía pueden transportar las personas que viajan por vía área y carretera a destinos internacionales o ingresan a Colombia con mercancía extranjera y las obligaciones que tienen frente a la aduana.

Es importante advertir que existe un régimen especial para la movilización de mercancía desde las Zonas de Régimen Aduanero Especial como Maicao, Uribía y Manaure, Turbo o el Puerto Libre de San Andrés, entre otras, que tienen unas condiciones especiales que no se detallarán en el presente artículo.

Ingreso de mercancía.

El nuevo estatuto en los artículos 295 a 307 regula como se hará la importación de mercancía por viajeros que ingresan al país desde el exterior. Gracias a este sistema, las personas que arriben al país, luego de la entrada en vigencia de dichas normas, pueden ingresar con ellos tres tipos de bienes:

a) Efectos personales: son aquellos bienes que un viajero normalmente necesita, por lo que se permite su ingreso siempre que no se trate de diez (10) unidades de la misma clase, por viajero y no se encuentre sometida a permisos, licencias, vistos buenos previos, normas técnicas o de calidad y requisitos sanitarios.

b) Mercancía sin pago de tributo único: Los viajeros además de sus efectos personales pueden portar mercancía adicional hasta por un valor de USD 2000, con las mismas condiciones señaladas anteriormente o sea que no se trate de más de diez (10) unidades y no esté sometido a condiciones en Colombia.

c) Mercancía con pago de tributo único: Los viajeros además pueden ingresar mercancía hasta por un valor de USD 3000 más para lo cual deben cumplir los siguientes requisitos:

a. Declarar la mercancía en el formulario 534 dispuesto por la DIAN para los viajeros, al que ya se ha hecho referencia en otro artículo, por cuanto incluye el tema del transporte de divisas o títulos por los viajeros, cuestión separada y que se explicó ampliamente.

b. Que no exceda las cantidades autorizadas: hasta tres (3) unidades de artículos de uso doméstico sean o no eléctricos, tres (3) artículos deportivos, tres (3) artículos propios de la profesión, arte u oficio del viajero y hasta diez (10) unidades de la misma clase de los demás artículos para el uso personal o familiar.

c. Pagar el tributo del 15% sobre el valor total de la mercancía efectivamente ingresada en una entidad financiera autorizada por la DIAN.

Es importante aclarar que los menores de edad tendrían estos cupos pero disminuidos en un 50% y que cuando se ingresa mercancía para el cupo de USD 2000 o el adicional de USD 3000 portar las facturas que acreditan el valor de los mismos y así facilitar el proceso de revisión por la aduana.

Por otra parte, resulta trascendental señalar que los cupos solo se pueden usar una vez el año por el viajero y son intransferibles.

La aduana además tiene plenos poderes para ordenar el cambio de modalidad de la mercancía a importación ordinaria cuando se exceden los márgenes de valor, u ordenar la aprehensión de las mercancías cuando no cuentan con permisos o se trate de mercancía de prohibida importación, como el material de transporte.

Salida de la mercancía.

La salida de mercancías quedó regulada en el artículo 374, en este se señala que los viajeros podrán exportar toda la mercancía que deseen, sin consideración a su valor o cantidad, no obstante si esa mercancía regresa en todo o parte, al momento de salir la misma debe ser declarada (salvo efectos personales), para que quede libre de pagar el tributo único del 15%.

Este constituye un régimen especial de exportación que implica que el viajero este consciente acerca de los requisitos aduaneros que tiene el ingreso de la mercancía en el país de destino.

Finalmente, resultan indispensable conservar la copia del Formulario 534 para efectos de demostrar a la DIAN los diferentes movimientos y así poder gozar de las prerrogativas que concede el Estatuto Aduanero sin contratiempos.

Es importante recordar que estas normas no han entrado aun en vigencia.